Prueba el uso de artefactos por homínidos 900 mil años antes:
Chileno participó en hallazgo clave sobre herramientas prehistóricas

Destacado por la revista Nature, el equipo al que pertenece el paleontólogo René Bobe encontró marcas de cortes en huesos de animales mucho más antiguas que las antes descubiertas.  

Richard García 

El estudio de las costumbres de los antepasados del ser humano no deja de arrojar sorpresas. Hace poco más de un mes, un grupo de paleontólogos estadounidenses reveló que los homínidos ya caminaban erguidos hace 3,6 millones de años -400 mil años antes de lo que se creía-, en lo que hoy es Etiopía.

Ahora, un equipo de investigadores liderado por Zeresenay Alemseged, de la Academia de Ciencias de California, y que incluye al paleontólogo chileno y académico de la Universidad de Georgia (EE.UU.) René Bobe, ganó la portada de "Nature" gracias al hallazgo de la prueba más antigua del uso de herramientas por los mismos homínidos.

Al igual que lo que ocurrió con el caminar erguido, los libros de historia deberán reescribirse. Las marcas de herramientas en el hueso de un antílope y en una costilla de otro animal recién descubiertas tienen 3,39 millones de años. Es decir, obligan a retroceder en 900 mil años la costumbre de separar la carne de los huesos con artefactos. La evidencia más antigua hasta ahora, hallada en 1999 también en Etiopía, era de 2,5 millones de años atrás.

"La edad de piedra se fue para atrás. Nosotros pensábamos que debía haber algo más antiguo de lo que se conocía, pero 3,39 millones de años es un salto súper grande", explica Bobe. El paleontólogo trabaja en el yacimiento de Dikika, donde han tenido lugar otros descubrimientos clave.

Situación azarosa

Al chileno le tocó estar en el mismo momento del hallazgo. "Fue una situación totalmente azarosa. Estábamos buscando fósiles para obtener información del clima en esa región en la prehistoria. Nos acompañaba el arqueólogo Shannon McPerron, que quería ver cómo trabajábamos, porque en esa área tan antigua (sedimentos de más de 3 millones de años) no se suponía que hubiese objetos arqueológicos. De repente tomó un hueso que le llamó la atención y nos preguntó '¿Esto les parece que son marcas de corte?' Recuerdo que le dije que sí me parecía, al igual que a otro colega. Creíamos que evidencia de ese tipo no podía existir a ese nivel, así que paramos el trabajo".

Bobe recuerda que tuvieron una reunión por la noche y acordaron que el arqueólogo buscara más indicios. En los días siguientes aparecieron otros restos que también mostraban marcas. "Un geólogo de la universidad de Florida analizó la zona de la excavación y ratificó que estábamos ante huesos de 3,39 a 3,4 millones de años con marcas artificiales, algo nunca antes visto".

La prueba final fue mandar una muestra a Curtis Marean, un experto mundial en marcas de huesos, pero sin informarle de la antigüedad. "El especialista confirmó lo que esperábamos, se trataba de huesos modificados por la acción de un artefacto de piedra".

El equipo descartó que se tratara de marcas de otro tipo.

"Los arqueólogos llevan años haciendo experimentos para comprobar eso. Usan mucha maxificación de imágenes. Además, saben que si uno corta la carne de un hueso con un artefacto de piedra afilado deja un tipo de marca y si son animales dejan otro", explica.

Bobe destaca que ahora el gran desafío es encontrar las herramientas que produjeron las marcas. "La próxima temporada nos vamos a dedicar a rastrearlas con mayor precisión. Si están las marcas, tiene que haber".

 Un testigo privilegiado

El trabajo de Bobe, académico de la Universidad de Georgia, es encontrar huesos de animales, identificarlos y ver su relación con el clima y ambiente en que vivieron. Gracias a ello ha formado parte de equipos que han hecho descubrimientos fundamentales como los restos casi intactos de una homínido Australopithecus afarensis de 3 años de edad que vivió hace 3,3 millones de años (2006) y que también fue portada en "Nature". Además, estuvo en el grupo que encontró al norte de Kenia las huellas más antiguas de un humano moderno (de 1,5 millones de años).



Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Las marcas (destacadas en la foto)<br/>las hizo un Australopithecus afarensis hace 3,39 millones de años. No se sabe si cazó a los animales o<br/>los recogió muertos.<br/>
Las marcas (destacadas en la foto)
las hizo un Australopithecus afarensis hace 3,39 millones de años. No se sabe si cazó a los animales o
los recogió muertos.

Foto:AFP

[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   El Tiempo
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Puzzle
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
Versión Digital

Ver versión animada
  • Revistas
    El Mercurio
  • Revista del Domingo
    Así es Bali.
    Alternativas  Académicas Ediciones Especiales