Obras de seis galerías limeñas se presentan en Isabel Aninat:
Novedades del arte peruano

Waldemar Sommer 

Una feliz iniciativa de Galería Isabel Aninat ha logrado traer a Santiago, procedente de seis galerías limeñas, el más nutrido conjunto de arte contemporáneo del Perú. Junto al emblemático Fernando de Szyszlo -un par de pinturas de 2009- incluye, muy presentados, a 22 artistas entre treintañeros y sexagenarios. Casi todos resultan una novedad para nuestro país. Eso sí, los fotógrafos predominan ampliamente. En ellos, además, parece materializarse el mayor atractivo de la exposición. Cuatro, incluso, alcanzan a deslumbrarnos. De ese modo, Fernando Gutiérrez (Huancacho) nos entrega una excelente secuencia en cinco partes. A través de su personal coloración se atreve no sólo a reírse de sí mismo, sino a poner en vilo el orgullo patrio. Circunstancia bien poco latinoamericana, por lo demás. Dentro de una línea más o menos semejante de aprovechamiento de la identidad nacional, el Colectivo MR (Marina García y Ricardo Ramón) nos conduce, no obstante, a un ámbito por entero distinto. Así, mediante un colorido vibrante y un contraste argumental intenso, transfigura el estereotipo folclórico. Cecilia Paredes , ya conocida de antes en esta misma galería chilena, ofrece una de sus peculiares mimetizaciones de cuerpo femenino y ahora rojizo estampado textil. Dos hondas intervenciones fotográficas, con cortes y repliegues geométricos, permiten a Luanda Letts convertir paisajes desérticos en una especie de relieves panorámicos de inesperada y volumétrica proyección visual. Esto los vuelve uno de los aportes más significativos del conjunto visitante.

El más joven de los participantes, Diego Lama , también acude a la instantánea en colores. Retrata interiores arquitectónicos vacíos, silentes. Clasicista, sereno uno; belle époque y formalmente más insinuante su pareja. Si, por un lado, Fernando Taboada emprende un bien compuesto mestizaje de acuarela y gráfica, de arte clásico, manchado y manuscrito callejeros, Diana Vurnbrandt , por su parte, realiza fotomontajes, donde la vulgaridad de deterioradas fachadas limeñas se abren a rutas de un lirismo soñado. Entretanto, Sonia Cunlife y Hans Stoll coinciden en retratar, sin cromatismo, la metrópoli y sus rascacielos. Eso sí, más genuina emerge la primera, al recoger la bruma tóxica con lo que aligera masas y comunica a su edificio una soledad fantasmal.

Escultura y pintura

Cuatro escultores trae Galería Aninat desde el Perú. Interesa sobremanera Silvia Westphalen . Sus dos mármoles, ya gris claro, ya gris algo más oscuro, se despliegan con la espontaneidad de formas naturales. Constituidos por una especie de concreciones de especial ligereza y elegancia, recuerdan cuerpos coralíferos. Un saturado, un armonioso grupo de figuras de madera pintadas con rojo y verde oscuro, y que evocan vegetales, nos proporciona Augusta Barreda . Por su parte, los tallados sobre mármol amarillento y granulaciones negras de Ricardo Wiese definen signos abstractos, que hacen recordar las célebres líneas de Nazca. De las lanzas de madera, de Maricruz Arribas , cuelgan trofeos en cierta medida pueriles.

Las pinturas en técnica mixta de Tito Monzón convencen con plenitud. Nos entregan un doncella triste, de actitud enigmática y en medio de la intimidad de espacios indefinidos. El aura de pequeñas rosas que la circunda subraya lo misterioso de la situación. De Bruno Zeppilli se vio, durante un concurso en Santiago, un óleo parecido al presente. La lucha o agresión -del género que sea- que lo protagoniza desarrolla un buen contraste entre el luminoso fondo verde y la oscuridad de su bien diseñada pareja humana. Al ámbito de la religiosidad popular nos lleva, por el contrario, la amplia tela realista de Christian Bendayan. Y José Tola deja ver una pintura que recoge asomos de cubismo, de pop art y de dinamismo picassiano.

Si los dibujos sobre espejos de focos, de Valeria Ghezzi , apelan un poco al graffiti, más atraen la soltura y seguridad de trazos de las formas superpuestas y fisonomía rocosa que muestra Alejandro Jaime . En cuanto a grabado puro, de Fernando Bryce cuelgan litografías sin color, como afiches deslavados y rutinarios, mientras Sandra Gamarra deja ver, coloreados y correctos, amplios e inintelegibles textos con ilustración de personajes y objetos. Por último, el único video concurrente, de Patricia Bueno , busca la ironía crítica dentro de un mensaje que nos parece bastante obvio.

 

"Arte Peruano Hoy"

Lugar: Galería Isabel Aninat

Alonso de Córdova 3053

Fecha: Hasta el 6 de noviembre

 

En sintesis:

Atractivo conjunto contemporáneo que testimonia, probablemente, lo mejor entre los artistas limeños actuales.

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
TITO MONZÓN Sus pinturas en técnica mixta convencen con plenitud.
TITO MONZÓN Sus pinturas en técnica mixta convencen con plenitud.
Foto:TITO MONZÓN

[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   El Tiempo
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Puzzle
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
Versión Digital

Ver versión animada
  • Revistas
    El Mercurio
  • Revista del Domingo
    Así es Bali.
    PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales