La medida ha despertado la molestia de apoderados, que incluso se tomaron planteles en Cerro Navia:
Municipios anuncian cierre de 47 colegios en 20 comunas debido a la baja de sus matrículas

Más de 2.800 alumnos deberán ser reubicados. Ediles afirman que la falta de recursos no les deja más alternativa.  

EQUIPO DE REGIONES Y A. MUÑOZ 

La sostenida baja en las matrículas del sistema público y la consiguiente disminución de los ingresos por subvenciones escolares llevó a 20 municipios a anunciar el cierre de 47 colegios. La medida afectará en total a 2.844 niños y jóvenes que deberán ser reubicados.

A través del cierre definitivo del colegio o fusionando escuelas, en municipios de Arica a Chiloé las autoridades comunales explicaron que la falta de recursos les impide mantener los recintos. En Arica, la escuela D-14 Regimiento Rancagua se convertirá en la enseñanza básica del Liceo A-1 Octavio Palma Pérez. En la municipalidad explican que el déficit en educación alcanzó los $1.200 millones y que para este año se espera una caída cercana a mil estudiantes.

Tal como en esa ciudad, las complicaciones financieras afectan a varias municipalidades. "Sé que el 50% de las comunas del país están en las mismas condiciones", afirmó el presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades y alcalde de La Granja, Claudio Arriagada.

El caso más marcado es el de Ancud, donde 15 escuelas rurales serán cerradas y se anexarán a otros establecimientos, medida que afectará a 80 niños. "No se puede tener escuelas con dos alumnos y colapsadas económicamente", dijo Peter Schatte, director de la corporación municipal.

Conscientes de que el cambio generará problemas en los alumnos y sus rutinas, tanto en Ancud como en otras localidades rurales, los municipios dispondrán de buses financiados con recursos propios o con fondos del Transantiago para regiones, con lo cuales los estudiantes podrán llegar a sus nuevos establecimientos.

En Cerro Navia, el alcalde Luis Plaza afirmó que tiene espacio y docentes para 17 mil alumnos, pero sólo cuentan con 9 mil, por lo que fusionarán las escuelas Violeta Parra y Federico Acevedo.

Apoderados molestos

En Cerro Navia, varios colegios fueron tomados por apoderados en protesta por la fusión. Edith Álvarez, secretaria del centro de padres de la escuela Violeta Parra, dijo que no quieren que sus niños estén hacinados en otro establecimiento y que pelearán para revertir la medida.

En regiones, los anuncios generaron molestia entre padres y estudiantes. En Codegua (VI Región), Jeanette Bolvarán, presidenta del Centro de Padres de la Escuela La Cantera, cuyos alumnos serán trasladados, afirmó que "no vamos a permitir que se traslade a nuestros hijos. Vamos a hacer la guerra hasta el final porque los niños son de acá".

En La Serena, Lionel Sasso, presidente del Colegio Gaspar Marín de La Antena, también criticó la medida que afectará a su comunidad. "Acá es como una familia. Estoy desde primero básico y no quiero que me cierren el colegio".

Tanta ha sido la presión de algunas comunidades que en Iquique, Los Andes, Quilpué y Parral los ediles finalmente desistieron cerrar escuelas, pese a que lo habían planteado.

Para los profesores el tema es complejo debido a la incertidumbre laboral.

Sin embargo, en la mayoría de las comunas se explicó que no habrá despidos y que los docentes también serán reubicados.

LA MITAD

de las comunas tendrían condiciones para cerrar o fusionar escuelas.


2.844
alumnos se verán afectados por los cierres y fusiones en 20 comunas del país.

15
escuelas serán cerradas en Ancud por falta de recursos.

30 mil
estudiantes habrían dejado el sistema público este año, según las municipalidades.





 Situación podría afectar a sector particular subvencionado en los próximos años

Según el investigador del Centro de Estudios Públicos, Harald Beyer, en los próximos años el cierre o fusión de colegios podría llegar al sector particular subvencionado.

Ello, porque si se mantienen las proyecciones demográficas, en cinco años más habría 300 mil niños menos en las escuelas chilenas.

"Este es un fenómeno que también deberíamos comenzar a observar en la educación particular subvencionada. Aunque ha ganado participación y ha crecido el número de establecimientos, se ha reducido el número de alumnos por colegio", dijo Beyer.

En cuanto a la enseñanza municipal, explicó que los alcaldes afirman que ya no pueden seguir poniendo recursos, por lo que sólo les queda la opción de consolidar matrícula en menos recintos. Ello reduciría los costos fijos y la falta de recursos.

"Si se reducen los déficit vas a tener más espacio para invertir en calidad. A lo mejor es una oportunidad para la educación pública. Si estas decisiones se toman bien y se potencian los colegios que lo están haciendo bien, pueden implicar un fortalecimiento de la educación pública, que sería bastante bienvenido", sostuvo el investigador del CEP.



Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
<b>Protesta.</b> En Cerro Navia, apoderados de la escuela Violeta Parra se tomaron el recinto en protesta por la fusión del establecimiento con otro cercano. <br/>
Protesta. En Cerro Navia, apoderados de la escuela Violeta Parra se tomaron el recinto en protesta por la fusión del establecimiento con otro cercano. 

Foto:SANTIAGO LLANQUÍN


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   El Tiempo
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Puzzle
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
Versión Digital

Ver versión animada
  • Revistas
    El Mercurio
  • Revista del Domingo
    Así es Bali.
    PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales