Rigurosidad en la Medición de la Pobreza

Lo realmente importante de debatir es cómo ganar la batalla contra la pobreza y qué puede aportar para cada actor de la vida nacional, sea público, privado o del "tercer sector".  

 

FELIPE KAST
Ministro de Planificación

En los últimos días, la Cepal entregó una nueva estimación de la tasa de pobreza en Chile que difiere de la estimación oficial. Esta diferencia ha despertado suspicacias en algunos, entre ellos el ex Presidente Lagos, quien preguntó públicamente por qué el Gobierno había cambiado la metodología.

Al respecto es importante apelar a la rigurosidad al momento de hacer afirmaciones que tienden a minar la confianza en las instituciones del país. En este caso en particular, se debe tener presente que no fue el Gobierno de Chile el que cambió la metodología para medir la pobreza, sino que fue la Cepal, como este mismo organismo ha informado públicamente.

El ex Presidente Lagos afirmó también que producto de la divergencia en la metodología, las cifras oficiales ya no son comparables con las del resto de América Latina. Esto por definición no es correcto. Siempre se puede ocupar la cifra de Cepal (11,5%), o la del Banco Mundial (2,4%), cada cual con sus méritos, para realizar comparaciones internacionales.

La misma Cepal plantea en la página 12 de su informe que es común que las cifras difieran, y que esto no genera problemas. De hecho hasta antes que Cepal cambiara la metodología, de los 18 países para los cuales este organismo reportaba estimaciones, sólo en el caso de Chile su estimación coincidía con la cifra oficial.

Por último, aún más relevante que la comparación entre países, es el análisis de la tendencia que muestra la pobreza en un mismo país. Para que esta comparación tenga sentido es necesario utilizar el mismo procedimiento a través del tiempo. Este es el motivo por el cual el Gobierno ha optado por no introducir innovaciones a la metodología que ha sido utilizada los últimos 20 años en Chile y según la cual la pobreza aumentó entre 2006 y 2009.

Aclarado el punto anterior y despejada cualquier duda que pudiera haber surgido en los últimos días, hacemos presente que la postura del Gobierno no implica que la metodología para medir pobreza deba ser estática en el tiempo y que no sea susceptible de ser modificada.

Todo lo contrario. Mideplan está tan abierto a introducir mejoras en la medición de la pobreza que constituyó un grupo de expertos, que lleva trabajando tres meses, con el encargo de revisar la metodología para calcular pobreza por ingresos así como también analizar la conveniencia de avanzar un paso más adelante que mida la pobreza multidimensional, como se hace en México.

Sea cual fuere el resultado de esta comisión, de introducirse cambios, es importante mantener ambas mediciones por un tiempo para garantizar comparabilidad.

Lo que Chile necesita en este momento, y lo que seguramente esperan los chilenos de la política, es una mirada de futuro. Por ello, lo realmente importante de debatir es cómo ganar la batalla contra la pobreza y qué puede aportar para ello cada actor de la vida nacional, sea público, privado o del "tercer sector".

El Presidente Piñera ha definido esta como una tarea prioritaria siendo herramientas claves el empleo, el Ingreso Ético Familiar y el nuevo Ministerio de Desarrollo Social, actualmente en discusión en el Congreso.

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   El Tiempo
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Puzzle
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
Versión Digital

Ver versión animada
  • Revistas
    El Mercurio
  • Revista del Domingo
    Así es Bali.
    PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales