Secretario de Estado dijo en Valparaíso que los internos tendrán prioridad para adjudicarse licitación de servicios
Ministro Bulnes: reos podrán crear empresas y trabajar para terminar con ocio en cárceles

Nuevo decreto 943 fija estatuto laboral para el trabajo penitenciario. Los concesionarios ganarán puntaje si exhiben mejores condiciones de empleo y remuneración para los presos.  

HERNÁN CISTERNAS 

El ministro de Justicia, Felipe Bulnes, dijo en Valparaíso que el propósito del Gobierno es que las cárceles dejen de ser "escuelas del ocio", por lo que las opciones de trabajo que se generen al interior de los nuevos recintos penitenciarios, que hoy son licitadas a privados, se ofrecerán en primer lugar a los internos. Éstos podrán crear empresas o cooperativas para ofrecer los servicios mientras cumplen condena.

La expectativa es que los reos (de menor peligrosidad) dejen atrás las jornadas desocupadas y que "en vez de estar en ocio, finalmente estén trabajando", dijo el secretario de Estado.

Destacó que las cuatro nuevas cárceles -que se construirán entre las regiones V y VIII-, con 8.500 cupos, segregarán a los reos para terminar con la mezcla entre presos de baja y de alta peligrosidad.

"En las nuevas instalaciones, el 100% de los de baja peligrosidad podrán trabajar. La mayor cantidad de servicios serán proporcionados por los propios internos", aseguró Bulnes.

Con este fin, el Ministerio de Justicia publicó el sábado en el Diario Oficial el decreto 943 de Justicia, que crea el estatuto laboral para el trabajo penitenciario y regulará estas prácticas.

De la actual población penal, que asciende a 54 mil internos, sólo 16.639 realizan trabajos remunerados en talleres.

El decreto aborda normas respecto a la actividad laboral que los reos puedan realizar en la cárcel, ya sea si trabajan para terceros, o si crean sus propias empresas y cooperativas al interior de los recintos penitenciarios.

En el primer caso, los particulares que aspiren a una concesión ganarán puntaje y calificación si exhiben mejores condiciones de empleo y remuneraciones para los reos. En el caso de las empresas o cooperativas formadas por los presos, éstas sólo podrán contratar a internos.

El decreto 943 determina en su artículo 61 que los servicios de aseo, alimentación y mantención de los penales podrán ser entregados a los internos. Quienes cumplan esas funciones serán remunerados con el ítem correspondiente al presupuesto institucional.

El reglamento establece que toda actividad productiva que se desarrolle por parte de quienes se encuentren bajo control de Gendarmería siempre será remunerada. El jefe de cada establecimiento y el asistente social estimularán a los internos para que hagan acopio de sus ahorros para que, además de atender sus propias necesidades en la prisión, atiendan a sus familias y cubran los gastos que se generan una vez que queden en libertad.

La misma norma expresa que la remuneración del trabajador interno será idéntica a la de los trabajadores libres que desempeñen igual labor en el penal.

Gendarmería podrá otorgar otros beneficios a los reos que trabajen en el penal. Entre ellas, visitas extras de su familia en días y horarios especiales, permisos de salidas adicionales, extensión horaria de desencierro para desarrollar actividades educativas, culturales, deportivas o capacitación.

Felipe Bulnes se refirió al tema en la Escuela de Derecho de la Universidad de Valparaíso.

 Cien años de la Escuela de Derecho de U. Valparaíso

La celebración del primer centenario de la Escuela de Derecho de la Universidad de Valparaíso (UV), que se inició el 18 de mayo de 1911 como Curso Fiscal de Leyes y con una matrícula de 19 alumnos, ayer sirvió de marco al rector de la corporación, Aldo Valle, para llamar la atención sobre el "abandono estatal progresivo" en que se encuentran las universidades públicas.

Indicó que sólo el 7% del presupuesto de la Universidad de Valparaíso es de origen fiscal, lo que atribuyó a un cuadro de prescindencia que, precisó, no es de un gobierno determinado sino de "una política pública sostenida, durante los últimos 30 años".

El acto central del centenario contó con la participación del ministro de Justicia, Felipe Bulnes, y de ex alumnos destacados de dicha unidad académica, entre ellos Rubén Ballesteros y Haroldo Brito, ministros de la Corte Suprema; Patricia Pérez, subsecretaria de Justicia; los senadores Pedro Muñoz y Francisco Chahuán, y el premio nacional de Ciencias Sociales y ex rector de la Universidad de Valparaíso, Agustín Squella.

El decano de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, Alberto Balbontín, indicó que la Escuela de Derecho de la UV "ha hecho una contribución tan relevante como reconocida al desarrollo del derecho en nuestro país, al cultivo de los saberes jurídicos y, más ampliamente, a la evolución de la cultura jurídica chilena".



Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
<p><b>El ministro de Justicia, Felipe Bulnes,</b> y el rector de la Universidad de Valparaíso, Aldo Valle, presidieron ayer los 100 años de existencia de la Escuela de Derecho porteña.<br/><br/></p>

El ministro de Justicia, Felipe Bulnes, y el rector de la Universidad de Valparaíso, Aldo Valle, presidieron ayer los 100 años de existencia de la Escuela de Derecho porteña.


Foto:TOMÁS FERNÁNDEZ


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   El Tiempo
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Puzzle
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
Versión Digital

Ver versión animada
  • Revistas
    El Mercurio
  • Revista del Domingo
    Así es Bali.
    PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales