Trabajadores sólo permitieron el ingreso de los turnos de emergencia:
Dirigentes vigilaron accesos de oficinas y faenas de El Teniente

Gran parte de los empleados de planta se quedaron en sus casas y el paro fue pacífico. Un grupo de subcontratados que marchaba en Rancagua se enfrentó con la policía.  

Erika Leiva 

Durante todo el día de ayer, un grupo de dirigentes sindicales de la División El Teniente permaneció en el acceso al yacimiento, ubicado en el sector de Maitenes (comuna de Machalí), para evitar que trabajadores ingresaran a las faenas durante el paro de 24 horas.

En ese lugar se chequeaban las camionetas y buses que llegaban, dejando pasar sólo a los trabajadores subcontratados de la minera. De igual forma, otro grupo se mantuvo en las puertas de las oficinas de la empresa ubicadas en Rancagua, desde donde salen los buses con los trabajadores de planta.

"Están todas las entradas y caminos al mineral bloqueados. Los trabajadores han asumido el paro, pero nosotros estamos aquí, impidiendo que algunos por temor quieran subir", indicó Juan Meneses, presidente del Sindicato Unificado de El Teniente, desde la puerta de salida de los buses que parten desde Rancagua.

Ayer sólo subieron a las faenas los trabajadores autorizados por los dirigentes, quienes iban a cumplir con turnos de emergencia para evitar que las maquinarias se apagaran y que se enfriaran los hornos, que desde hoy volverían a la producción.

Gran parte de los 4.800 funcionarios que paralizaron sus labores se quedaron en sus hogares, mientras que algunos acudieron a sus respectivos sindicatos. El presidente del Sindicato Caletones, Guillermo Lemetrie, afirmó que la movilización fue pacífica.

Marcha en Rancagua

Mientras eso ocurría, poco más de mil trabajadores subcontratados de El Teniente -que ya llevan 48 días en paro- realizaron una marcha por el centro de Rancagua. En el marco de esta manifestación, un grupo se enfrentó a Carabineros, y 38 personas quedaron detenidas.

Durante la mañana, siete de estos trabajadores llegaron hasta las oficinas del Obispado de Rancagua, donde pidieron la intervención del vicepresidente de la Conferencia Episcopal, monseñor Alejandro Goic, y de la Iglesia en el conflicto. Los subcontratados piden mejoras salariales y un bono de $2 millones por término de conflicto.

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
<b>SEGURIDAD.-</b> Carabineros resguardó el ingreso de los empleados que realizarían turnos de emergencia, así como de los subcontratados que no participan de la movilización.
SEGURIDAD.- Carabineros resguardó el ingreso de los empleados que realizarían turnos de emergencia, así como de los subcontratados que no participan de la movilización.
Foto:PABLO MARDONES


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales