Policía rastrea a los autores:
Perpetran un cuarto atentado incendiario en 48 horas y fiscal advierte aumento de la violencia

Fiscal que investiga el nuevo ataque sostuvo que hay un recrudecimiento de los hechos de violencia en la zona. Hace dos años y medio que no se registraba un hecho violento en el sector.  

OSCAR SAAVEDRA / Enviado especial 

La mitad de la casa fue destruida por las llamas y en el aire se percibe el olor de los restos incendiados. Un perito de la PDI recoge muestras en el lugar y las embolsa, mientras a unos metros unos detectives siguen unas pisadas que se pierden en un sembradío de trigo en el camino de Muco Bajo, en la comuna de Lautaro.

Por ahí, según presume la policía, escaparon los hombres que irrumpieron ayer pasadas las 4 de la madrugada en el predio del empresario agrícola A.G.S. Cortaron un cerco, le prendieron fuego al inmueble y luego le habrían lanzado bencina para que se consumiera rápidamente.

La casa, lindante con un vivero que también pertenece a la víctima, no se quemó por completo porque un vecino logró avisar a Bomberos.

El atentado en Lautaro fue el cuarto perpetrado en La Araucanía en las últimas 48 horas, una seguidilla de violentos ataques supuestamente cometidos por grupos radicalizados mapuches después que se perpetrara el crimen del matrimonio Luchsinger MacKay, en su fundo de Vilcún.

El comisario de la PDI Rolando Opazo, a cargo de las primeras diligencias de la indagatoria, confirmó que el siniestro fue intencional: "Las evidencias recogidas nos permiten establecer que no se trata de un incendio accidental, derechamente actuaron terceros".

"Se está empadronando la zona en busca de posibles testigos, ya que el cuidador del lugar no advirtió el comienzo de las llamas. Además, se están buscando evidencias para poder relacionar este hecho con otros similares", agregó el policía.

Según los registros de Investigaciones, hace dos años y medio que no se registraba un hecho similar en el sector, donde la célula más conflictiva está integrada por mapuches subversivos escindidos de la comunidad Mateo Ñiripil, que formaron una facción autónoma. La investigación apunta a este grupo como presuntos autores, que podrían haber reactivado sus acciones en medio del clima de tensión que afecta a la región.

En el Ministerio Público se reconoce que la violencia en La Araucanía está en uno de sus puntos más álgidos. Ayer, el fiscal que indaga el atentado en Bajo Muco, Raúl Espinoza, afirmó a "El Mercurio" que "los hechos hablan por sí solos. Por primera vez, en un atentado incendiario resultan muertas dos personas y, en los últimos días, se han reiterado las quemas de camiones e inmuebles".

Consultado sobre un eventual resurgimiento de los ataques en Lautaro, el persecutor respondió: "Los focos se han mantenido en los puntos en los que habitualmente se originaban, que son el sector en que ocurrió la muerte de la familia Luchsinger, Lumaco y Malleco, pero en algunos lugares como éste se han reactivado".

Temor entre vecinos

Ayer, tras el atentado, los vecinos estaban atemorizados. Cuando los policías que recorrían la zona intentaban hablar con ellos, bajaban la cabeza y se ocultaban en sus hogares.

Tenían miedo de que los posibles autores del siniestro los vieran conversando con los investigadores y los tildaran de soplones.

Uno de ellos, que no reveló su identidad para evitar represalias, contó que a los residentes un simple diálogo con un efectivo policial puede costarles la quema de sus pertenencias. "Acá hay algunos que se han vuelto locos. Creen que su propia gente son enemigos. No sólo la gente de los fundos sufre con que los van a quemar o pegar, también los que viven con los que hacen los incendios", dijo.

En Santiago, ayer el programa de Apoyo de Víctimas del Ministerio del Interior, informó de un cambio de estrategia para agilizar las causas en la zona mapuche. Esto significará que presentará querellas incluso sin haber detenidos. Hasta ahora sólo lo hacían cuando había imputados.

Gonzalo Fuenzalida, jefe de la Unidad, criticó que de 300 víctimas directas o indirectas de hechos violentos en la zona mapuche durante el año pasado, "sólo tres causas tienen imputados o detenidos en procesos".

''Los hechos hablan por sí solos. Por primera vez, en un atentado incendiario resultan muertas dos personas".

RAÚL ESPINOZA
FISCAL INVESTIGADOR

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
<p><b>OTRO ATENTADO.-</b> El propietario de la casa incendiada viajó ayer desde Santiago a La Araucanía para evaluar los daños en su parcela. La Fiscalía no tiene registros de que haya sido amenazado por comuneros o que éstos hayan reclamado el terreno.<br/><br/></p>

OTRO ATENTADO.- El propietario de la casa incendiada viajó ayer desde Santiago a La Araucanía para evaluar los daños en su parcela. La Fiscalía no tiene registros de que haya sido amenazado por comuneros o que éstos hayan reclamado el terreno.


Foto:FELIPE IGNACIO GONZÁLEZ

[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
0  
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales