Declinación del gusto poético

En los últimos 30 o 40 años, la escritura poética -en Chile y en el mundo- ha bajado tanto de calidad, que no podía repercutir sino de manera negativa en la sensibilidad de lectores y críticos de poesía.  

Hoy escribe Ignacio Valente 

Creo que no pocos lectores (y aun estudiosos y críticos) van perdiendo la brújula en materia de poesía: ya no disciernen como antes lo superior de lo inferior, ya no tienen el buen gusto ni la capacidad de análisis de unas décadas atrás.

La proporción de lectores de poesía lleva más de un siglo bajando en relación a la narrativa. Hoy esa proporción es ínfima, y con razón. Por una parte, la palabra poética, siendo la forma más intensa de la palabra humana, apela a resortes más cualificados (y escasos) de la mente. Por otra parte, las vanguardias del siglo XX gatillaron un serio divorcio entre el lenguaje de la poesía y los lectores comunes, que "no la entendían" (divorcio que no ocurrió con la narrativa). Y todavía, la menor calidad de la creación poética en las últimas décadas ha convertido al poema en una lectura casi para iniciados.

Compruebo este proceso en varios síntomas. Tantos buenos lectores de novelas y cuentos reconocen no tener mayor interés en leer poemas. Y en mi oficio de "recomendador" de buenos títulos de novela y poesía (a universitarios sobre todo), constato que ellos no encuentran hoy en el género poético la atracción y el gozo que una o dos generaciones anteriores solían encontrar en él. ¿Cómo no ser nostálgico, entonces, de la gran poesía que -acompañada de una excelente crítica- aun hacia los años setenta u ochenta se escribía en Inglaterra, Francia, Estados Unidos, Chile, etc.?

Podría pensarse que se trata de una cuestión generacional: los gustos cambian históricamente (y esa evolución es sumamente valiosa, ya que el criterio más seguro del juicio literario es la decantación de las obras en el transcurso del tiempo). Pero el asunto que planteo no reside allí, porque no se refiere a la valoración de autores ni de obras particulares, sino que abarca al género entero de la poesía (y de la crítica de poesía). En los últimos treinta o cuarenta años la escritura poética -en Chile y en el mundo- ha bajado tanto de calidad, que no podía repercutir sino de manera negativa en la sensibilidad de lectores y críticos de poesía. Una excepción muy honrosa (no la única, pero sí la más conocida) es hoy la de Harold Bloom.

No es raro que otros críticos prodiguen adjetivos elogiosos a poemas de dudoso valor, mientras que, ante poemas de calidad genuina (pocos del tiempo presente, muchos del pasado), no reaccionen con el entusiasmo que cabría esperar.

Quien disienta de mi juicio puede pensar que, por razones de edad, yo me he quedado atrás. Debo preguntar entonces: ¿atrás de qué? ¿De la gran poesía más reciente? Ese tal tendría que señalar dónde está aquella maravilla oculta; y hacerlo, no con adjetivos, sino con análisis críticos tan convincentes como los que en el pasado merecieron los mejores poemas.

El fenómeno de regresión que detecto no es históricamente nuevo ni extraño. Tal como la creatividad poética sube y baja, según ritmos y pulsaciones de época que no siempre podemos explicar, así el buen gusto poético (no los gustos particulares, sino el gusto mismo entendido como capacidad humana) experimenta variaciones de época paralelas. Y para efectos de la creación y degustación de poesía, la edad nuestra no es de oro, por desgracia, y no parece elevarse, sino declinar.

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir


[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
0  
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales