Coldplay regresó a Chile con un masivo espectáculo multisensorial

La banda liderada por Chris Martin se presentó anoche en el Estadio Nacional ante 60 mil fanáticos. En 100 minutos hizo un recorrido por sus siete discos.  

Cristopher Ahumada L. 

El Estadio Nacional quedó en penumbras cuando, pasadas las 21:00 horas, miles de pulseras LED -entregadas al público en el acceso del recinto- se encendieron segundos antes de que Chris Martin y sus tres compañeros de banda subieran al escenario. Con "A head full of dreams", canción que da nombre al disco y a la gira que los trae por segunda vez a Chile, Coldplay inició su travesía multicolor de pirotecnia y éxitos probados.

El fervor de los 60 mil fanáticos, que colmaron el recinto desde las 17:00 horas, llegó con "Yellow", el hit de su primer disco ("Parachutes") que los lanzó a la fama. Luego, la nostalgia se mantuvo en el masivo coro de "The scientist". El show se dividió en segmentos que se concentraban en distintos sectores del escenario, incluida una extensa plataforma al centro de la cancha. Las pulseras de múltiples colores se volvieron a encender en distintos momentos -"Paradise" y "Adventure of a lifetime", entre ellos- y, junto a los fuegos artificiales y las pelotas de colores, generaron un espectáculo luminoso y sofisticado.

Martin, el vocalista que ya bordea los 40, lideró con fuerza el encuentro y mantuvo el mismo ritmo, la misma postura y el mismo carisma con el que sedujo a un público adolescente hace más de una década. Saltó sobre el escenario, desbordó energía y encabezó ese coro a gritos de sus canciones.

Una de las mejores atmósferas de la jornada vino con "Clocks", esa melodía envolvente que los hizo saltar a los conciertos de estadio a comienzos de los 2000. Le siguieron "Fix you" y "Don't panic" (escogida por el público), dos clásicos que ya cumplieron más de diez años. También dejaron un espacio para éxitos como "Viva la vida" y para reversionar "Heroes", en una suerte de homenaje a David Bowie.

Gran parte del show se concentró en los tracks del álbum "A head full of dreams". Y tal como en la tónica de gran parte del espectáculo, la banda terminó su recorrido apelando a su épica de colores: luces láser, fuegos artificiales y una explosión de papeles al aire acompañaron el cierre con "A sky full of stars", de su anterior placa "Ghost stories", y "Up&Up", del último disco. Martin dejó así el escenario y el final se hizo evidente cuando aparecieron créditos desplegados en la pantalla.

"Es increíble tocar para tanta gente"

Coldplay aterrizó el sábado en Santiago para su nuevo show en tierra local a nueve años de su primera venida. "Este es un país fantástico y Sudamérica es el mejor lugar sobre la Tierra para empezar nuestro primer tour de este nuevo disco", dijo el vocalista, ayer en un breve encuentro con la prensa un par de horas antes del concierto.

El panorama era absolutamente distinto a su visita de 2007. En esa ocasión, Chris Martin lamentó el elevado precio de las entradas e incluso regaló alguno tickets a sus fanáticos. Esta vez agotaron las entradas en solo 48 horas para un recinto considerablemente más masivo (Estadio Nacional). Martin también se refirió al alcance que hoy tiene la banda. "No sé en realidad cuántas personas escuchan nuestra música, no soy tan bueno en temas matemáticos. Pero es increíble tocar para tanta gente. Estamos felices por eso".

Teloneras
La chilena María Colores y la cantante inglesa Lianne La Havas fueron las encargadas de abrir la jornada, previo al show de Coldplay.

 Una montaña rusa

Promediando el concierto, Chris Martin quiere despegar como un avión empujado por el impulso de "Hymn for the weekend". El cantante de Coldplay abre sus brazos y corre planeando a lo largo de la extensa pasarela que conecta el escenario con la cancha. La comunión es completa cuando le sigue "Fix you" y el público canta al unísono, una voz amplificada que a la hora de "Viva la vida" muta al aliento popular, como una barra de fútbol -sin maldad-, vocalizando con un "¡Oooh oooh oh!" en modo loop: la fórmula funciona y es infalible, el manoseado concepto de "rock de estadios" está ahí, presente, conjugado por un tipo que ahora exprime "su cabeza llena de sueños" acompañado de fuegos artificiales, rayos láser, explosiones de papel picado y enormes globos de colores que se cuelan en las palmas de los asistentes que se divierten como si estuvieran en una fiesta.

El nuevo viaje de los británicos tuvo anoche su segunda escala sudamericana en un tour que inició en el continente su propagación mundial. "A head full of dreams" trajo de regreso el color a la banda después de ese sombrío "Ghost stories", el álbum que lo antecedió. Y en ese impulso cromático, bastante ayudaron las pulseras luminosas, las "xylobands", que se le entregaron al público en su ingreso al Estadio Nacional -nunca antes el recinto ñuñoíno tuvo un look más navideño-.

El show concentró un gran porcentaje del listado de canciones en su última obra. Títulos bailables como "A head full of dreams" -con que abrieron el concierto- y "Adventure of a lifetime" se mezclaron con otros que mostraron su cara melancólica, como "Yellow", de su debut. Así, el conjunto fue subiendo y bajando la intensidad, arriba con "Every teardrop is a waterfall" y luego abajo de nuevo con "The scientist", "Paradise" y "Magic", entre las que estiraron el bloque calmo. La montaña rusa de Coldplay no es una atracción que empuje al vértigo, pero sí un viaje seguro, pulcro y sin riesgos, para quienes adquirieron los boletos al confortable parque de diversiones de Chris Martin y sus muchachos.



Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
La banda británica armó una fiesta para los 60 mil asistentes.
La banda británica armó una fiesta para los 60 mil asistentes.
Foto:CRISTIAN SOTO L

[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
0  
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales