Apareció en un mercado de Myanmar:
Encuentran una cola de dinosaurio perfectamente conservada en ámbar

El hallazgo permitirá comprender la evolución de las plumas. Los investigadores calculan que el animal vivió hace 99 millones de años en el actual sudeste asiático.  

 

Entremedio de todos los objetos que se venden en el mercado de ámbar de Myitkyina, en Myanmar, el paleontólogo chino Lida Xing encontró un verdadero tesoro, invaluable para la ciencia: un trozo de cola de dinosaurio.

"Me di cuenta de que contenía un animal vertebrado, probablemente un terópodo y no una planta, como se pensaba (en el mercado)", recuerda Xing.

Luego de sugerirle al Instituto de Paleontología Dexu (China) que comprara la pieza, junto a un equipo de especialistas la estudiaron y así confirmaron que la cola pertenecía a un dinosaurio que habría vivido hace 99 millones de años, a mediados del Cretácico.

La pieza conserva varias vértebras y plumas. Los datos del hallazgo fueron publicados ayer en la revista Current Biology.

Colores y formas

Aunque no se trata del primer descubrimiento hecho en ámbar, las especies anteriores han sido difíciles de determinar sobre cuál es el tipo de animal al que pertenecían.

"El nuevo material (de ámbar) conserva una cola que está compuesta por ocho vértebras de un (dinosaurio) juvenil, las que están rodeadas por plumas que están preservadas de forma tridimensional y que mantienen detalles microscópicos", dijo Ryan McKellar, del Royal Saskatchewan Museum (Canadá), coautor del estudio.

Los investigadores aseguran, además, que la cola pertenecía a un dinosaurio y no a un ave prehistórica, y que se trataba de un animal carnívoro que habría vivido en el territorio que hoy ocupa Myanmar.

El trozo, de 3,5 centímetros de largo, permite entender cómo era la cola en su totalidad: larga y flexible.

Además, luego de hacer un análisis con escáner y microscopio, los especialistas vieron que la cola tenía una superficie superior castaña y un lado inferior blanco o pálido.

El trozo también ofrece información sobre la evolución de las plumas: estas carecen de un eje central bien desarrollado o raquis.

Así, su estructura sugiere que las capas más finas de ramificación en las plumas modernas, conocidas como barbas y bárbulas, surgieron antes de que se formara un raquis.

"Una de las grandes preguntas en paleontología es la evolución del vuelo", dijo Ryan McKellar, al diario The Guardian.

Y agregó: "Una de las razones por las que está en debate es porque la preservación de este tipo de tejido es muy raro".

Dentro del ámbar, un material que funciona como una cápsula del tiempo, también se encontró descomposición de hemoglobina de la sangre del dinosaurio y -según dijo Xing al diario español El Mundo- dos familias de una especie ya extinta de hormigas.



 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
La cola era de color café en la parte superior y blanca en la parte baja. El trozo encontrado mide cerca de 3,5 centímetros de largo.
La cola era de color café en la parte superior y blanca en la parte baja. El trozo encontrado mide cerca de 3,5 centímetros de largo.
Foto:Royal Saskatchewan Museum (RSM/ R.C. MCKELLAR)

[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
0  
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales