La Presidenta, los candidatos, los ministros, los dirigentes gremiales ... todos van a la Enade preelectoral:
Empresarios desclasifican sus preocupaciones más políticas: la"estrategia del legado" y la miopía de las propuestas

Pilar Vergara y M. Soledad Vial 

Un remezón.

Eso es lo que pretende ser la próxima Enade -reunión anual cúlmine de los grandes empresarios-, que como siempre en la previa de una elección presidencial tendrá de invitados a los candidatos más clave de la contienda del 19 de noviembre: Piñera, Guillier, Sánchez, Goic y J. A. Kast.

De ellos quieren escuchar algo muy preciso: su mirada sobre lo que lleva por título la convocatoria: "Nuevos Tiempos".

"Dentro de 15 a 20 años, el 40% de los trabajos tal como los conocemos, no van a existir; los reemplazos vienen por la inteligencia artificial y la robótica. Y en Chile no hay una discusión que se acerque siquiera a la magnitud de los cambios".

"Hoy hay nuevos consumidores a quienes no estamos interpretando, y trabajadores que no van a tener cabida en el mundo -no del futuro, sino en el de pasado mañana-".

"El Estado pone una cantidad de restricciones que son una cortapisa, y él mismo está lleno de condicionantes para poder transformarse rápido. Las empresas, en cambio, hemos demostrado que tenemos una capacidad de cambio enorme que nos permite hacer un llamado a nuevos tiempos".

Estos son algunos de los planteamientos con que enfocan la Enade sus organizadores, los directores de Icare, reunidos en "El Mercurio": Juan Benavides, presidente; Vivianne Blanlot, Claudio Muñoz, Guillermo Tagle y Jaime De la Barra, directores, son todos representantes de lo que es la "nueva generación" de la dirigencia gremial.

Mirando el futuro, mirando el presente, no temen mostrarse tremendamente críticos a ratos, y hasta desafiantes. Con el gobierno; con las universidades; con los políticos; con los mismos candidatos, sus invitados.

Todos van al pizarrón de los "Nuevos Tiempos", que, bajo su ojo empresarial, no están siendo abordados como se merece por quienes dirigen el país y toman las grandes decisiones.

Un nuevo ánimo se percibe y se siente en la reunión. Se diría que los directores de Icare han resuelto liberarse de los complejos por las situaciones que llevaron al empresariado a hacer meas culpa ante prácticas abusivas. Admiten que el problema de la confianza y el prestigio sigue en pie, no está superado, pero destacan que las soluciones y las medidas preventivas están en desarrollo. "Veremos algún caso de abuso en el futuro; es absurdo pensar que nadie más vaya a pecar, pero lo relevante es que estamos haciendo un proceso muy profundo... en todas las dimensiones" , destaca Benavides. Guillermo Tagle, presidente de Icare en los días de la mayor crisis, agrega: "La empresa asumió que la transparencia y el escrutinio público son totales".

Vuelta esa hoja, el tiempo apremia para que el país se ponga en la línea de los cambios copernicanos que llegan día a día y que dejan desnudo y en la vereda al que no se apura en entrar al ruedo de la modernidad.

"Uno ve lo complicado que es aprobar un proyecto de inversión, la reforma laboral, la tributaria, la discusión del Código de Aguas... todo va en contra".
JUAN BENAVIDES

"El ciudadano de clase media, la grandísima mayoría de Chile, quiere progresar, pero no con bonos o educación gratuita".
VIVIANNE BLANLOT

Hay que preguntarle al Estado "si está por ser un facilitador del espíritu emprendedor o un obstaculizador a costa de regulaciones".
CLAUDIO MUÑOZ

"No se oye en el discurso de los candidatos el proyecto de futuro que quieren, su sueño país. No puede ser solo volver a crecer al 4%".
GUILLERMO TAGLE

"¿3,9% crece el Presupuesto cuando el país va a crecer al 3%? Es un error garrafal".
JAIME DE LA BARRA

 ¿Queremos transformar a Chile en un país emprendedor?

Claudio Muñoz quiere poner una nota de optimismo, y la encuentra en el emprendimiento.

"Hace 10 años se iba a la universidad a estudiar y luego se buscaba una empresa para trabajar. Nadie hablaba de ser emprendedor. ¿Queremos, de verdad, impulsar este movimiento? ¿Transformar a Chile en un país emprendedor? La pregunta hay que hacérsela al Estado: si está por ser un facilitador del espíritu emprendedor o un obstaculizador a costa de regulaciones".

Y desde otra mirada, Blanlot agrega: "El ciudadano de clase media, la grandísima mayoría de Chile, quiere progresar, pero no con bonos o educación gratuita. Hoy no pueden ahorrar, porque nuestro sistema tributario no tiene incentivos. En otros países, cuando compras un bien raíz o pagas la educación, los descuentas de impuestos".

"Nuevos tiempos" están cambiando el mundo y Chile sigue enfrascado "en reformas que no apuntan hacia allá"

-Cuando hablan de Nuevos Tiempos, ¿es porque ustedes creen que estamos ante un quiebre, una nueva era, o es una evolución?

Juan Benavides: "No hay en Chile una discusión que se acerque a la magnitud de los cambios".

"Los cambios que se están enfrentando en el mundo son notables, especialmente en lo que atañe a la empresa. Hay que generar conciencia de cómo enfrentar el futuro con modelos de negocios distintos. Y mientras eso ha pasado, Chile ha estado enfrascado en discutir reformas que no apuntan hacia allá. En definitiva, se está corriendo el riesgo de que el país no sea capaz de subirse a los cambios y que nos quedemos atrás en una situación de deterioro, si es que no hay una mirada de parte del Estado que facilite el desarrollo. Dentro de 15 a 20 años, el 40% de los trabajos tal como los conocemos no van a existir; los reemplazos vienen por la inteligencia artificial y la robótica. Y en Chile no hay una discusión que se acerque siquiera a la magnitud de esos cambios".

Vivianne Blanlot: "Cambian los consumidores y los trabajadores"

"Esto se puede mirar desde dos puntos de vista. Uno es coyuntural y doméstico: nos hemos ido quedando atrás, por un problema de visión de los últimos gobiernos, respecto de lo que está pasando en el resto del mundo. No creo que seamos una excepción. EE.UU. no ha logrado ajustarse, y Europa..., para qué decir".

"Pero hay otra dimensión de más de largo plazo, y es el cambio social y tecnológico. Y en ese carro no estamos. La sociedad hoy es distinta: más exigente, más informada. Ya no es el 5% el que toma las decisiones por todos los demás, sino que cada quien se siente dueño de su destino. Por el lado de la tecnología, están todos los medios para que la persona se independice de las empresas; no tienen por qué comprar en Falabella si pueden hacerlo en cualquier parte del mundo. Tenemos, entonces, a nuevos consumidores a quienes no estamos interpretando, y a trabajadores que no van a tener cabida en el mundo, no del futuro, sino en el de pasado mañana. Esto es tan radical como el mundo nuevo de Huxley".

Claudio Muñoz: "Las empresas tenemos enorme capacidad de transformación"

"En ese escenario, la habilidad relevante es la de transformarse. Hoy el Estado pone una cantidad de restricciones que son una cortapisa, y él mismo, como institución, está lleno de condicionantes para poder transformarse. Las empresas, en cambio, hemos demostrado que tenemos una capacidad de cambio enorme que nos permite hacer un llamado a nuevos tiempos. Un ejemplo es el comercio electrónico, que este año va a crecer un 20%, mientras el país lo hace en 1,5%".

Guillermo Tagle: "El empresario que daba trabajo y cumplía las leyes ya no es suficiente"

"La empresa es el motor transformador. Por eso, probablemente, de aquí venga la capacidad de reinventarse para que con los cambios tecnológicos no se quede todo el mundo sin trabajo. También de la empresa tendrá que venir la fórmula para vincularse con una sociedad que aprendió a vivir con progreso y quiere ser partícipe de lo que pase. El empresario que daba trabajo y cumplía las leyes ya no es suficiente. Tiene que ser un aporte a la sociedad. Y ese es un mensaje muy fuerte que el mundo empresarial chileno puede transmitir, ya que mientras América Latina completa está estancada por el virus de la corrupción Odebrecht, en Chile, si bien hemos tenido casos, los estamos superando y podemos construir una empresa que sea ejemplo en el continente".

Jaime de la Barra: "Algo así pasó en EE.UU. en los 80"

"La historia no se repite, pero rima. Hoy los cambios son distintos, pero las consecuencias pueden ser parecidas a lo que pasó con el desplazamiento de la industria tradicional desde EE.UU. a Japón en los años 80. Y en ese caso, en vez de reorientar las capacidades de los trabajadores que sabían hacer una cosa -producir acero- a otra, el sistema no fue capaz de resolverlo, y se generó un problema social grave que todavía hoy subsiste".

"Subirse" a los cambios... la guillotina ya cayó sobre gigantes como Toys "R" Us

"Es una nueva mentalidad lo que se requiere", afirma uno de los contertulios, haciendo ver las tremendas complejidades que tiene una era de cambios.

Vivianne Blanlot pone el ejemplo de la adaptación a la "diversidad", una demanda actual de la sociedad, que hasta ahora no se conocía... ni se atendía.

"El proceso es difícil, porque los que están en el liderazgo tienen que convencerse de que hay una necesidad. Cómo hacerlo, tampoco es fácil. Y finalmente, una vez que están los planes y las políticas, tienen que penetrar hacia abajo, lo cual requiere de un cambio cultural en la organización".

Algo parecido a lo que es el abordaje de las nuevas tecnologías, un conflicto que ya se convirtió en presente.

"Hay que reentrenar a toda la organización y eso está pasando en las empresas que tienen los recursos financieros y humanos para hacerlo, pero no es un proceso rápido. En las empresas medianas y pequeñas, ahí está un gran problema".

-¿Las universidades podrían ser un aporte en eso?

-Las universidades son del siglo XIX en todo sentido; en la forma de enseñar, de plantearse ante la sociedad.

"Están sucediendo cosas graves en el mundo que ni siquiera tenemos en la agenda", agrega Guillermo Tagle . Y cuenta de un encuentro reciente con un empresario automotriz que visitó a fabricantes de piezas para autos, en el extranjero. "Ya saben que su sentencia se firmó, que les quedan como mucho 15 años y probablemente 5 a los motores de combustión. Fabricar motores eléctricos es otro negocio".

A otros, esa muerte ya les llegó. "¡Cerró Toys 'R' Us !", dice impresionado con la caída del gigante de los juguetes, ya que hoy es más fácil comprar por internet.

Lo que se juega en la elección: un punto de inflexión, que se desaten los nudos

Lo que está en juego en esta elección presidencial es lo que facilitará o dificultará el camino a los "Nuevos Tiempos", según nuestros entrevistados. Todos coinciden en que quisieran que "la clase política levante la vista" .

Juan Benavides escuchó a Beatriz Sánchez decir que proponía "un Estado emprendedor". "Y yo no he visto nunca un 'Estado emprendedor' que lleve a un país al desarrollo...".

Su mirada es muy crítica y apunta a las políticas que pueden deteriorar las posibilidades de un país:

"Los deterioros los producen los excesos de regulaciones y vienen de no entender cómo un país se desarrolla. Hay que entender también que los deterioros no se producen de la noche a la mañana, ni por un cambio de Presidente una vez, sino por una serie de políticas, regulaciones, leyes. Si Chile tuvo la oportunidad de crear una plataforma financiera regional importante hace 15 o 20 años, ahora estamos cada vez más lejos de eso. Si uno ve lo complicado que es aprobar un proyecto de inversión, si uno ve la reforma laboral, la tributaria, la discusión del Código de Aguas....todo va en contra. En un cambio de Presidencia uno no va a ver un salto, pero sí, puntos de inflexión".

Guillermo Tagle -en la misma línea- ve con preocupación lo vivido en Argentina.

"Estuve la semana pasada en un seminario donde se trató la evolución del mercado financiero y quedaba claro cómo se 'destruyó' en 15 años. Es increíble que en Argentina no existe el crédito hipotecario para la vivienda; el sistema de AFP fue expropiado; nunca más se creyó en que el mercado financiero pudiera ser un aporte. Y resulta que aquí hay gente que quiere eso para Chile".

Claudio Muñoz pone las campanas en la inversión... como factor clave del progreso y también señal de cómo se ve a un país.

"Lo que hemos visto es un deterioro progresivo de la inversión; cuatro años negativos. Entonces resulta que parte del crecimiento que hay hoy día, se sostiene por el gasto fiscal, y el gasto fiscal se sostiene por el déficit".

Luego su comentario va al "capital humano" y su desafío en los "Nuevos Tiempos".

"Para que un país ande bien, la política y la economía tienen que andar bien. A mí me gustaría que el candidato que gane, se comprometa con un cambio en la forma en que desarrollamos capital humano en Chile. No podemos seguir poniendo como bandera, la discusión entre sindicatos y empresas. Es no entender la demanda por talentos, habilidades; es de una miopía enorme. Si nos proponemos desarrollar talento de verdad, que capture las oportunidades, estaríamos en un escenario distinto. Eso requiere una voluntad política y económica alineada. Hace días, apareció un informe que agrupa los empleos entre rutinarios y no rutinarios. Y el desafío es que todo lo rutinario se va a automatizar".

Por eso, para Tagle , la elección del Congreso es fundamental. "Se necesita voluntad de apoyo popular masivo, porque al Presidente que salga no le va a ser tan fácil la gobernabilidad". Es también el "sueño" de Blanlot , "que el cambio de Congreso traiga a personas del siglo XXI, de cualquier partido".

-¿Qué dudas quisieran que les aclararan los candidatos?, les preguntamos. Y no surgen dudas, sino críticas duras.

Tagle: "No se oye en el discurso de los candidatos, el proyecto de futuro que quieren, su sueño país, el tipo de sociedad que quieren construir. No puede ser solo volver a crecer al 4%".

Vivianne es muy crítica "de los programas que entrevistan a los candidatos, que no van dirigidos al país que quieren, sino a que 'usted hizo 3 cosas hace 3 días y dijo...'. Un debate muy mal planteado". También de los mismos candidatos, que siguen "pegados en dicotomías del pasado".

La Araucanía: "Bolsón de pobreza" de políticas mal hechas

La Araucanía es otro tema inconcluso, dice Guillermo Tagle . Ve que ahí se está generando "un bolsón de pobreza muy grave, por una política mal hecha de comprar tierras y entregárselas a comunidades sin ningún tipo de ayuda. Lo que antes era productivo, hoy es improductivo". Cuenta que estuvo con un empresario de la zona que vende tractores, y ha vendido más que nunca gracias al subsidio que las comunidades mapuches locales reciben para comprar maquinaria. Sin embargo, "la industria que se ha generado es la de piezas y partes, porque sin ayuda para trabajar sus tierras, la mejor solución para ellos es desarmar los tractores y vender las piezas".

Blanlot: "Esa tierra dejó de ser un factor productivo y su valor terminó depositado en un banco".

Se refiere a los casi "1.000 millones de dólares que el Estado chileno ha gastado en la compra de tierras y que hoy están depositados en las cuentas de los ex dueños de la tierra", agrega Tagle . "Al medio quedaron comunidades que no tienen un peso y que están organizadas de una forma que no tienen cómo trabajar en la sociedad moderna, porque tampoco son dueños de la tierra".

Ambiente electoral: qué se conversa en el sector industrial y en el financiero

Escaso "clima electoral" ven estos dirigentes empresariales, cuando falta poco más de un mes para el día de las votaciones. En las empresas están en otra...

"Están haciendo su presupuesto, corriendo para cumplir las metas y rogando para que el próximo año sea más fácil, y mejore el clima", dice con humor Guillermo Tagle .

A la Enade convidaron a los cinco aspirantes que puntean; no repetirán la escena del debate con los ocho en acción. "Tendría que haber más requisitos para inscribirse como candidato presidencial; de partida, muchas más firmas", opina Blanlot .

"Las elecciones se nos vinieron encima... como los gobiernos son tan cortos, quizás eso provoca una cierta indiferencia en la ciudadanía", acota Tagle .

Vivianne habla desde su experiencia:

"En los círculos en que yo me muevo -el sector industrial duro- no hay expectativas de sorpresas. Tenemos claro lo que sería un gobierno con Guillier, con Piñera y con Beatriz Sánchez. La conversación va más en cómo vamos a navegar en esos distintos escenarios; conversamos mucho en las unidades de regulación que ha habido que crear en las empresas. El tema de debate no es más político que eso; muy concreto, pero con una alta preocupación".

Jaime de la Barra tiene el pulso del sector financiero:

"A mí me da la sensación -mirando la conexión entre los procesos políticos y el mercado financiero- de que en Chile se está repitiendo el fenómeno de Argentina y Brasil. Esto es que cuando el pueblo comienza a mostrar señales de que se inclina por un lado u otro, la presión baja. Las primarias del 2015 fueron un campanazo antikirchnerista. En Brasil, el hito fueron las elecciones municipales del año pasado, donde el Partido de los Trabajadores desaparece del mapa y solo queda vivo Lula. Aquí, las municipales y las primarias fueron la válvula que dejó escapar la presión. Lo que se ve en el ambiente son pocas sorpresas".

Lo que queda del gobierno: peligro de "proyectos-legado" y "papas calientes" resueltas a última hora

A cinco meses del cambio de mando, no esperan avances en estos "temas de futuro" que echan de menos. "El Gobierno está jugado a una 'estrategia del legado'", afirma Blanlot , "quieren dejar una imagen de cambio social".

Sí ven un "peligro" en el apuro por aprobar algunos proyectos de ley, algunas "papas calientes", dice Guillermo Tagle , banderas también de ese legado. "Pueden precipitarse proyectos como el matrimonio igualitario, para remarcar la bandera de la transformación social". Lo mismo ve en la reforma de pensiones, enviada "sin mucha convicción" al Congreso, pero cuya aprobación puede apurarse para "que quede en la historia".

"La implementación de la ley de inclusión, por ejemplo" -continúa-, "generó una reforma que es impracticable. Se les ha venido encima el traspaso de los colegios a fundaciones, la compra de los inmuebles, y no sé cómo van a resolverlo".

Claudio Muñoz hace un "llamado a la responsabilidad" en la transición que viene. "Al Gobierno le quedan cinco meses, el país debe seguir avanzando. Aspiro a que se preocupen de eso, que pongan todo su énfasis en hacer una buena entrega a quien sea la próxima administración".

-Hablando de legados, el Presupuesto será uno. ¿Cómo leyeron las señales en el que envió el Gobierno para 2018 y que heredará la próxima administración?

Blanlot: "Muy malas. Seguimos aumentando el déficit y ahogando la inversión".

Tagle: "Es como una familia que se va endeudando de a poco, saca una tarjeta, otra, y de repente mira atrás y dice 'en qué me metí'".

De la Barra: "Desde hace una década hay una complacencia, la estabilidad macro se da por descontada, como el crecimiento. Y no es así, hay que preocuparse y recuperarla. ¿3,9% crece el Presupuesto cuando el país va a crecer al 3%? El gasto fiscal crece un 30% más que la economía, pensando en que los ingresos del cobre nos van a salvar. Es un error garrafal".



Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
<p>Juan Benavides<br/></p><p>Vivianne Blanlot<br/></p><p>Guillermo Tagle<br/></p>

Juan Benavides

Vivianne Blanlot

Guillermo Tagle



[+] Vea más fotos


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
0  
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales