ELMERCURIO.COM Volver

Se finalizaron 50 sumarios en el primer semestre de este año, donde se indagó a 68 empleados:
40% de los funcionarios investigados dentro del Ministerio Público fueron sobreseídos

Viernes 27 de octubre de 2017

Dos personas debieron ser removidas: el administrador de una fiscalía, por problemas en la custodia de especies, y también una secretaria, por sustraer dinero y especies.
 


José Joaquín Suzuki V. 

"Investigar problemas en custodia de especies y su registro en el Sistema de Atención a Fiscales (SAF). Además de numeroso armamento en estantes".

Esa es la razón por la cual se indagó -y removió posteriormente- al administrador de la Fiscalía Local de Pitrufquén en uno de los 50 sumarios internos que finalizaron durante el primer semestre.

Él es uno de los dos funcionarios que fueron despedidos de la institución. "El Mercurio", vía Ley de Transparencia, obtuvo una lista donde se detallan las indagaciones a 68 funcionarios.

Una secretaria de la Fiscalía de Valparaíso fue la otra persona removida. A ella se le indagó por un "presunto delito" y se fue del Ministerio Público al determinarse "la sustracción de especies y dineros pertenecientes a fiscales adjuntos", como también su "trabajo deficiente".

Esta sanción es la más gravosa del Reglamento de Responsabilidad Administrativa de Fiscales y Funcionarios del Ministerio Público.

En la escala de medidas disciplinarias le sigue la suspensión de funciones, multas de un porcentaje de la remuneración del funcionario, la censura por escrito y, por último, la amonestación privada. En este último caso hubo 21 funcionarios sancionados, un 31% del total.

En los cierres de sumario donde no hubo sanción, de los 68 indagados, un 40% fue sobreseído, y un 15%, absuelto.

Las investigaciones a fiscales

En total, 29 fiscales fueron indagados. De ellos, un 45% -que corresponde a 13- fueron sobreseídos, y tres, absueltos.

También hubo once amonestados y dos con multa: uno de ellos -sancionado con el 5% de su sueldo- fue el fiscal regional de O'Higgins, Emiliano Arias, por declaraciones que infringieron las normas del Ministerio Público luego de los incendios del verano en la VI Región.

El otro fiscal sancionado con el 30% de su sueldo fue Álvaro Pérez Astorga (de la XII Región), por no presentar oportunamente la acusación en un caso.

Justamente, esa es una las causas más frecuentes de investigación. En la mayoría de los casos (cinco de nueve) hubo una amonestación. Los otros tres investigados fueron sobreseídos.

Otro de los casos que destacan ocurrió en Iquique -el cual también fue sobreseído-, donde se debía investigar lo informado por un ayudante de guardia de la PDI "respecto a llamado telefónico de fiscal para solicitar teléfono del jefe de la policía internacional y delitos sexuales de Antofagasta para ayudar a un amigo".

Pérdida de carpetas y evidencias

A un fiscal del Bíobío se le amonestó en una investigación por la sustracción, desde su vehículo particular, de 14 carpetas de investigación que correspondían a la Fiscalía de Cañete.

Ese caso no es aislado: en Los Lagos, otro persecutor recibió la misma sanción por perder expedientes desde su auto.

También se han extraviado otros artículos, como un notebook por parte de un funcionario en Tarapacá desde la bodega de especies y que "aparentemente fue destruido". El caso fue sobreseído. Otros dos, en la misma región, fueron amonestados por la pérdida de especies incautadas.

En Iquique, un profesional fue amonestado luego del extravío de dinero incautado. Y en la Fiscalía Centro Norte, dos funcionarios fueron sobreseídos por perder un pendrive entregado por un imputado. Otro, fue amonestado por la pérdida de evidencia entregada por un abogado defensor.

Además, en Valparaíso, se investigó una denuncia de la administradora de la fiscalía por la falta de $52.600 en el fondo de atención a víctimas y testigos. Ella tuvo que depositar el dinero faltante, ya que "no se pudo determinar si se perdió en su ausencia, dado que no se entregó caja con arqueo a su suplente". Finalmente fue absuelta.

Otra indagación sobreseída fue por mal uso de las valijas institucionales en la III Región.

9
sumarios  terminó  en el primer semestre de 2017 la Fiscalía Regional del Bíobío, la cual lidera el ranking.

1
sola investigación interna finalizó  la Fiscalía Nacional en los primeros seis meses del año.

31%
de los funcionarios indagados  fue amonestado. 6% de ellos fue censurado, misma cifra de los que fueron multados.



 Acosos laborales y sexuales

Se realizaron tres investigaciones por supuestos acosos laborales, que fueron sobreseídas. Una de ellas fue en Los Lagos, donde se investigó a una fiscal y a una profesional. La otra ocurrió en la Región de Atacama, donde una alumna en práctica reclamó por acoso laboral contra "funcionarios de la Fiscalía Regional", alegando que eso la habría perjudicado. Dos funcionarios -uno del estamento técnico y otro profesional- fueron indagados, terminando sin cargos.

También fue sobreseído un fiscal jefe del Biobío por una denuncia de acoso laboral que no fue comprobable.

Por su parte, un fiscal de la zona oriente fue absuelto luego de que un juez de policía local de Pudahuel denunciara supuestos maltratos de parte del persecutor.

Otro acoso, esta vez de índole sexual, ocurrió en la XII Región: según consta en la lista del Ministerio Público, un fiscal jefe fue amonestado tras una acusación de una alumna en práctica a fines de 2016.

Desde la fiscalía explicaron que para saber los fundamentos de hecho y derecho que justificaron las sanciones habría que revisar cada informe realizado por el investigador administrativo, como también las resoluciones de los fiscales regionales y del fiscal nacional.