Venecia y la costa Amalfitana se unen a la "turismofobia" europea

La ciudad de los canales aprobó un plan que terminará en tres años con la llegada de cruceros, mientras que Positano cobrará por fotos comerciales.  

 

Vivir en ciudades altamente turísticas, como Barcelona, París o Roma, se ha vuelto para algunos de sus habitantes un verdadero dolor de cabeza. Los millones de turistas que durante los 365 días del año repletan sus calles y atracciones han despertado la llamada "turismofobia" en los locales, el término de moda del pasado verano europeo, que ya se traduce en medidas concretas para frenar la llegada desmedida de visitantes.

Con una cifra récord de ocupación hotelera en el último año y 117 millones de visitantes, Italia ha sido de las primeras en tomar cartas en el asunto. Por lo mismo, y como respuesta a las demandas de sus propios ciudadanos, y también de la Unesco, el Ministerio de Infraestructura y Transportes anunció un plan para terminar -en un plazo de tres años- con el paso de cruceros y embarcaciones de gran tamaño a Venecia.

Las imágenes de estas naves transportando a miles de turistas que pasaban a solo metros de la Plaza de San Marcos y el Palacio Ducal dieron vuelta al mundo, generando fuertes críticas por el riesgo ante un posible naufragio y el daño irreparable que provocarían los millones de visitas a sus monumentos. Ante este escenario, desde enero de 2018 comenzará a aplicarse el plan para alejar a los barcos de la ciudad, los que ahora deberán recalar en el puerto de Marghera, para trasladar luego en autobuses a los turistas.

Pero Venecia no fue la única ciudad italiana en tomar medidas. El pequeño pueblo de pescadores Positano, la postal más característica de la costa Amalfitana, también se cansó de su popularidad, y decidió empezar a cobrar por el uso comercial de su paisaje.

Su alcalde, Michele de Lucia, fue el encargado de anunciar su nuevo impuesto, el que cobrará US$ 1.160 por las fotografías comerciales de su línea costera y US$ 2.320 en el caso de videos con los mismos fines.

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Grandes cruceros en las cercanías de los monumentos despertaron críticas en todo el mundo, incluyendo la Unesco, la que sondeó catalogar a Venecia como ciudad en peligro.
Grandes cruceros en las cercanías de los monumentos despertaron críticas en todo el mundo, incluyendo la Unesco, la que sondeó catalogar a Venecia como "ciudad en peligro".
Foto:EFE


Servicios El Mercurio
   Suscripciones:
Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.
   InfoMercurio:
Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.
   Club de Lectores:
Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.


Otros Servicios
   Defunciones
   Ediciones anteriores
   Propiedades
   Suscripciones
   Empleos
   PSU@El Mercurio
   Contratar publicidad
   Club de Lectores
   Clase Ejecutiva
   El Mercurio - Aguilar
 


Buscador emol.com Ir al demo interactivo Buscador emol.com
0  
Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales