DEPORTES

Sábado 18 de Diciembre de 1999

Los Secretos del Morro

El plantel de Deportes Talcahuano, flamante monarca de la Tercera División, pasó dos semanas con régimen castrense en la Isla Quiriquina y hasta allá llegaron los rumores y las ofertas de Santiago. El ascenso a Primera B de Deportes Talcahuano, ahora el sexto equipo profesional de la Octava Región, tiene su historia.
Miró de reojo a cuatro de sus pupilos, al momento de comenzar su arenga final. Luis Marcoleta, insigne ex jugador y ahora técnico de Deportes Talcahuano, tenía muy claro que Patricio Morales, César Fernández, Luis Sanhueza y Gerardo Zavala tenían ofertas de otros clubes. Este hecho les impedía un tanto concentrarse, cuando eran las 18:45 del jueves, en la finalísima de la Tercera División ante Unión La Calera. Restaban 75 minutos para el encuentro y el camarín tres del Municipal de San Fernando debía ponerle atención al estratego. Toda la atención.

Ya, jóvenes. Acá lo importante es tener vocación de triunfadores, no de mediocres, partió. La mayoría de los dieciséis jugadores que le oían proviene de una notable cantera de futbolistas de Talcahuano: las divisiones inferiores de Huachipato. Al terminar su etapa juvenil, fueron dejados en libertad por Andrija Percic, y Marcoleta los había cobijado. El trabajo de tres años del ex goleador de Magallanes culminaba con los talentosos despojos de la usina.

No hay más. Hoy es la última opción para consolidar todos los aspectos, dejar todo en la cancha y premiar un conjunto de elementos que se han dado este año. Hemos corrido esta carrera y tenemos la oportunidad de ganarla, siguió. Atrás quedaban 39 partidos - 26 triunfos, 6 empates y sólo 7 derrotas- , 108 goles a favor y la valla menos vencida del fútbol amateur, con 40 tantos en la puerta propia. Dos desgastantes semanas en la Isla Quiriquina, donde se adaptaron al régimen de la Armada y prepararon con sones castrenses los partidos en Talcahuano y San Fernando. Por último, atrás había quedado la salida de Luis Coronado, Sergio Pincheira y Antonio Silva por su bajo rendimiento, y la multa a Luis Sanhueza y al portero suplente Alexis San Martín por jugar una pichanga a mitad de semana y sin permiso.

No quiero presionarlos, al contrario, debe ser una automotivación, decía, mientras Carlos Romero cerraba las ventanas del vestuario para no escuchar la cumbia que animaba el camarín cementero. El entrenador de los sureños, según confirmó un dirigente del club, tuvo que viajar a Santiago el lunes pasado, acompañando al zurdo Patricio Morales, para que el delantero firmara un precontrato con Colo Colo. Una vez que el sampedrino estampó su rúbrica, pudo calmar los nervios y enfocarse en La Calera.

Nada de improvisación, apuntó. Tomó el lápiz y esbozó en la pizarra el juego del rival. Así se planta Calera, así lo haremos nosotros: (Gonzalo) del Fierro sera líbero, con Guillermo Ferrada y Héctor Morales como stoppers; por derecha, Zavala; sólo en contención, Romero, y por izquierda, Pedro Marileo; Sanhueza y Elton Troncoso en la salida, Oscar Velásquez y Pato Morales adelante.

Aplauso cerrado y salida a la cancha, frente a cuatro mil hinchas caleranos y dos mil de Talcahuano. Animaron el peor partido de las tres finales. El pesado césped colchagüino tomó su primera víctima en Velásquez, que antes del primer tiempo debió dejar su puesto al que una hora después sería héroe, el coronelino Sergio Zúñiga. El suplente no había anotado un solo gol en todo el año. Le habían aplastado los 28 tantos de Morales, los 23 de Troncoso, los 18 de Velásquez. Pero el suyo, el de ayer, valió un título.

Zúñiga se sacó de encima a dos rojos y remató de derecha, cruzado, inalcanzable para Quiñones. Partió a celebrar junto a su técnico. Detrás de la banca, en la tribuna, el alcalde de Talcahuano, Leocán Portus, y millares de frenéticos hinchas del puerto.

Pitazo final y celebración. Marcoleta en andas, la vuelta olímpica que evitó la zona que la fanaticada vencida incendiaba impotente; los hinchas que piden camisetas, pantalones cortos, medias, lo que sea. En el camarín, después, la dedicatoria para los rivales. Rienda suelta a la alegríaen el bus de vuelta, antenoche, hacia la Octava Región. Muchos dijeron que era el retorno de Naval, pero en la felicidad los protagonistas asumieron que era el bautismo de Talcahuano.

Marcoleta: "Lo lógico sería seguir"

Antes del partido, su colega de Unión La Calera, Hernán Castro, había confidenciado que independientemente del resultado de la final, prefiero quedar hasta acá. Es decir, no seguir con los cementeros. Y Luis Marcoleta, si bien tampoco ve claro el panorama, sabe que tiene la primerísima opción para quedarse.

Antes de las finales, mucho antes, ya había conversado con Sergio González Ceballos, el presidente del club, quien de manera informal ya planificaba el trabajo del próximo año, conmigo considerado. Aunque todavía no conversamos en serio, sería un agrado continuar. Y es lo lógico, subrayó el entrenador.

La trayectoria de Marcoleta es más dilatada como goleador que como DT. Retirado del balompié activo a fines de 1991, cuando ascendió con Huachipato a la división de honor, jugó en Antofagasta (1977, 78, 79, 80, 86), Magallanes (81, 82), América de Cali (83), Audax Italiano (84), Iquique (85), San Luis y Unión La Calera (87), Valdivia(88, 89), Palestino (89), Lozapenco (90) y el equipo de la usina. Como estratego, sólo en la Tercera división, durante tres años, a cargo de Regional Valdivia, y a partir de agosto de 1997 con los choreros. Aún le falta un curso para ser técnico titulado, pero lo hará en el verano.

- De seguir, se enfrentará a una disyuntiva con los dirigentes: ellos van a querer reforzarse con jugadores de experiencia (en el fútbol amateur hay un límite de edad) para mantener la categoría. ¿No es injusto que el equipo que está celebrando sea desarmado?

Sería una pena, pero habrá que conversarlo. Por ahora, los titulares seguirán siendo los que se coronaron. Se la ganaron a pulso. Si la oncena o el plantel se altera, será porque algunos tienen ofertas y se pueden ir.

- Ahora, Huachipato quiere de vuelta a varios de los que dejó ir hace un tiempo.

Deben ser las mejores inferiores del país, pero lamentablemente no pueden jugar todos. Ellos llevan a Talcahuano en el corazón, pero no sólo por el club en el que están ahora.

- A San Fernando fue hasta el cañón que antes recibía a Naval. ¿Le agrada la idea de liderar el retorno de Naval, o prefiere que se hable de Talcahuano?

Es un poco de las dos cosas. La base es nueva, pero lo demás es casi lo mismo. No hubiéramos conseguido esto sin la ayuda de la Armada en las últimas semanas, sin ir más lejos.

Para tener en cuenta

César Fernández: El arquero menos vencido del fútbol amateur 1999. Clave en el segundo partido de la final, en Talcahuano: le tapó un penal a Esteban Mancilla. Tiene ofertas de clubes de Primera B.

Luis Sanhueza: Volante central, 23 años, ex Huachipato y Fernández Vial. El mejor de la final en San Fernando. Tiene ofertas, pero por el momento mi corazón es chorero. Vivo al lado del puerto, lo único que me falta es salir a pescar.

Gerardo Zavala: Lateral-volante derecho, 21 años. Inferiores en Huachipato, este año fue su primero con Talcahuano. Y también ha recibido propuestas. Mi puesto no se mira mucho. En Huachipato estaba Juan Carlos Ramírez, con quien tengo excelente relación. Me gustaría demostrar allí, en su lugar, que no defraudo.

Sergio Zúñiga: Atacante diestro, 21 años, proveniente de Lota Schwager. Autor del gol del título. ¿Qué más?

Patricio Morales: Delantero zurdo, 22 años, goleador del equipo con 28 anotaciones. Firmó un pre-contrato con Colo Colo, pero en la usina lo quieren de vuelta. Huachipato es el club de mi vida. Estoy allá desde los diez años, declaró. Podrán irse muchos de este equipo, pero los que lo subimos a segunda fuimos nosotros. Ya hicimos historia.


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales