CULTURA Y ESPECTÁCULOS

Viernes 8 de Diciembre de 2000


Radio Nina FM Se Queda sin Locutores

11 de noviembre la emisora vivió la emigración en masa de todas sus voces estrella. La radio enfrenta así una auténtica crisis programática.
Hasta hace tres semanas, Nina FM (104.9) era la casa radiofónica de figuras televisivas como Leo Caprile; su colega el humorista Marcos "Charola" Pizarro, y Gloria Aros, además del comentarista deportivos como Vladimiro Mimica y los ex futbolistas Patricio Yáñez y Daniel Morón.

Esas figuras ya no están y Nina ha entrado en crisis. ¿La causa? La productora Event Sport que, desde el 11 de septiembre ocupaba la frecuencia, las dependencias y parte de la implementación técnica de Radio Nina, dejó de salir al aire. Se rompía así un contrato de arriendo que en la práctica cubría casi toda la parrilla programática de la emisora.

Claudio López, productor general y principal socio de Event Sport, achaca el fin de su relación contractual con radio Nina a "razones comerciales". La directora artística de la emisora, Teresa Aránguiz, en cambio, acusa: "López es el culpable de este problema, que ha sido un duro golpe económico para la radio". Pese a ello, afirma: "En este momento estamos intentando superar la crisis".

Razones Técnicas

"Aquí lo que pasó es que éramos un equipo de gente con muchas ganas y mucho talento para hacer cosas, pero sin las condiciones técnicas para que las cosas se hicieran", revela el reputado relator deportivo Vladimiro Mimica. "Hay que pensar que Nina era una radio eminentemente dedicada la música. No estaba preparada en cuanto a infraestructura para que de un día para otro llegaran tantos locutores a hablar al aire", agrega.

Leo Caprile, quien junto a "Charola" Pizarro ocupaba el bloque de la mañana, remata: "Nunca hubo mala onda con la gente de Nina, pero tampoco me senté en la misma mesa con ellos a conversar de negocios. De eso se encargaba Event Sport".

Fuentes allegadas a la productora revelaron que el verdadero origen de la situación habría sido un desencuentro entre López y la directora de Nina, que habrían derivado en que López retirase sus programas de la emisora y congelado el pago de 16 millones de pesos por el arriendo de noviembre.

Tanto López como Teresa Aránguiz se excusaron de hacer más declaraciones sin antes consultar con sus abogados. Aránguiz, no obstante, confirmó ayer que ambas partes suscribieron un acuerdo el martes 5, en el que López se comprometió a cancelar la suma adeudada, dividida en cuotas.

De este abrupto modo, Nina FM se vio obligada a acabar con una etapa más de una historia que comenzó en 1990, cuando la emisora nació dedicada exclusivamente al público femenino. En 1994, anunció un giro programático, destinado a sacarse el rótulo de "radio para mujeres", en el que se privilegiarían las "canciones top del momento entre el público de 20 a 40 años".

La fase más importante en su historia, sin embargo, comenzó a fines de 1995, cuando Nina se orientó a un segmento que hasta ese momento figuraba prácticamente inexplorado en el dial FM: la música tropical. En ese cambio tuvo que ver el conglomerado administrado por el empresario Uros Domic, que también agrupa a las radios Sintonía, Cien, Metropolitana y Recreo de Viña Del Mar.En diez meses, la emisora repuntó desde el puesto número 23 de las encuestas de audiencia, hasta el primer lugar, desplazando sin esfuerzo a las topcomo Rock & Pop, Carolina y Cooperativa.




Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Leo Caprile señala que toda su relación con Nina FM fue manejada por la empresa contratista Event Sport.
Leo Caprile señala que toda su relación con Nina FM fue manejada por la empresa contratista Event Sport.
Foto:El Mercurio


[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales