NACIONAL

Lunes 19 de Enero de 2004

Ministro de Justicia:
Plazos para el divorcio se pueden reducir

Luis Bates fija criterio del Gobierno ante próxima definición del Senado en el tema.

CLAUDIO SALINAS M.

A favor de reducir los plazos para conceder el divorcio -especialmente cuando no hay hijos- y también convencido defensor de la norma que permite validar el matrimonio religioso ante la ley civil se declara el ministro de Justicia, Luis Bates.

En la víspera de que el Senado por fin despache el proyecto de nueva Ley de Matrimonio Civil, el ministro encargado del tema fija el criterio del Gobierno en los temas ya votados y los que quedan por zanjar.

- ¿Está conforme el Gobierno con lo aprobado hasta ahora en la Ley de Divorcio?

"En términos generales sí. Creemos que se está alcanzando una Ley de Matrimonio Civil bastante equilibrada en el sentido que tiende al fortalecimiento real del matrimonio y la protección de los hijos. Además, contempla una serie de salidas a la gran variedad de problemas que ocasionan las rupturas conyugales, como la separación judicial y el divorcio en sus tres modalidades: por culpa, mutuo consentimiento y unilateral. Para la opinión pública ésta es una ley de divorcio, cuando en realidad se trata de la última de las salidas que la ley contempla cuando hay un quiebre irremediable. Pero hay otros mecanismos anteriores que tienden a conservar el matrimonio en la medida que sea posible y también mecanismos de solución amistosa de los conflictos, como la mediación y la conciliación".

- Se acusa a la Iglesia Católica de presionar a los legisladores en este tema.

"En lo que a mí y el ministerio corresponde no ha habido ninguna actuación en ese sentido. Pero estamos en democracia, hay libertad de expresión y de opinión y por cierto que los planteamientos de la Iglesia Católica son importantes y los respetamos profundamente. Pero de allí a que haya presión jamás he considerado que la haya habido. No digo que no haya existido pero a mí no me consta".

- ¿Satisfecho con la aprobación del artículo 21, que permite validar por la ley civil los matrimonios religiosos?

"El artículo 21 es una disposición que da amplia cabida a la libertad de conciencia. Permite que las personas que profesan distintos cultos religiosos realicen su matrimonio de acuerdo a los ritos y características propias de cada religión y eso fortalece las libertades. Pero la gente debe saber que ese matrimonio religioso no va a tener efectos civiles mientras no sea ratificado el consentimiento ante el oficial del Registro Civil, quien debe calificar que se cumplan todos los requisitos que contempla la ley. Una vez que el Registro inscribe el matrimonio, pasa a tener obligatoriedad la ley civil, que incluye las causales de divorcio. Por lo tanto, con esta disposición se fortalece la libertad de conciencia y el principio de igualdad ante la ley".

- Se ha denunciado que con esta norma incluso las sectas van a poder validar los matrimonios.

"El ministerio de Justicia y el Registro Civil no son buzones. No todo credo religioso puede obtener personalidad jurídica de derecho público. Aquí hay filtros y de hecho una secta ha recurrido a los tribunales porque se ha rechazado su inscripción (N. de la R.: la Iglesia de la Reunificación o secta Moon). Además, después que se promulgue la ley se tiene que dictar un reglamento, que también puede establecer normas que disminuyan al máximo la posibilidad de abusos".

- El Senado rechazó la posibilidad de casarse con opción de indisolubilidad o de divorcio, lo que fue denunciado como intolerancia por quienes defendían esa propuesta.

"Es que la voluntad matrimonial no puede desde el inicio petrificar las situaciones a futuro. Aquí lo que debe primar no es la voluntad inicial sino que la voluntad continuada, en el día a día. El vínculo matrimonial es un vínculo disponible y por eso que el divorcio existe en todas las legislaciones. Además, las normas del derecho de familia, donde se incluye el matrimonio, son de orden público y, por tanto, irrenunciables. Por último, cuando la ley civil establece la disolubilidad del matrimonio no está obligando a nadie a divorciarse, no se trata de una ley imperativa, no obliga sino quepermite".

- Respecto de los plazos: 5 años para el divorcio unilateral y 3 para el de mutuo consentimiento, ¿el Gobierno es partidario de mantenerlos o reducirlos?

"Los plazos que se están debatiendo están dentro de lo que existe en otras legislaciones. Pero nosotros no nos oponemos a que se puedan reducir, sobre todo cuando no hay hijos de por medio".

- Otro punto que provoca polémica es la disposición que le da al juez la facultad de denegar el divorcio cuando estime que este cause perjuicios desproporcionados para uno de los cónyuges o los hijos.

"Creemos que es una disposición que va más allá de la discrecionalidad con que los jueces manejan el ordenamiento jurídico. En mi opinión otorga una discrecionalidad excesiva a los jueces. Además, esto puede incentivar lo que ocurre hoy con las nulidades: que los abogados intenten llevar sus causas a las salas de la corte que saben que dan las nulidades y evitan las otras. Eso puede pasar con la disposición mencionada: que los abogados ubiquen a los jueces que tienen un criterio conocido sobre la materia. Se puede producir así una distorsión en la aplicación de la ley.

Por tanto, ese grado de discrecionalidad que se pretende entregar a los jueces crea un margen de inseguridad jurídica muy grande porque al final va a quedar entregado al criterio de cada juez".

Musulmanes monógamos

- La Iglesia Católica quería que la ley civil reconociera la indisolubilidad de los matrimonios católicos, como ocurre en España.

"Pero en España las personas que han contraído matrimonio renunciando al divorcio cuando llegan a la situación de ruptura han terminado recurriendo a los tribunales alegando el principio constitucional de igualdad ante la ley.

Eso sucede porque la vida es más fuerte que las leyes y cuando se generan los conflictos hay que darles salida".

- ¿Un musulmán podría tener varias esposas en Chile con la nueva ley?

"En el ámbito religioso, los musulmanes pueden hacer lo que estimen pertinente, pero en el ámbito civil no, porque un requisito para contraer matrimonio civil es no tener un matrimonio anterior vigente".




Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
El ministro objeta la norma que faculta a los jueces a denegar el divorcio en casos excepcionales porque a su juicio otorga una discrecionalidad excesiva, lo que crearía
El ministro objeta la norma que faculta a los jueces a denegar el divorcio en casos excepcionales porque a su juicio otorga una discrecionalidad excesiva, lo que crearía "inseguridad jurídica".
Foto:Cristián Soto
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales