ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Domingo 2 de Septiembre de 2012

La sociedad controla a SQM, la mayor productora de litio del mundo:
Operaciones congeladas y remates cuestionados, el nuevo round entre Ponce y minoritarios de Oro Blanco

Moneda decidió bloquear la compra y venta de acciones de las sociedades cascada. Mientras, cercanos a Julio Ponce cuestionan remates hechos por los minoritarios.  
Por Claudia Ramírez Friderichsen nte la duda, abstente. Es la premisa que está aplicando Moneda Asset Management, accionista minoritaria de las sociedades cascada que controlan a SQM, la mayor productora de litio del mundo.

En abril, Moneda decidió congelar cualquier compra y venta de acciones de todas las sociedades de la "cascada", Calichera, Oro Blanco, Norte Grande, Potasios y Nitratos -a excepción de SQM-, según revelan cercanos a esa administradora. Y eso lo aplican para todos los fondos que administra. "Este bloqueo es autoimpuesto y como tal se podría levantar si así lo quisieran", dicen las mismas fuentes.

En principio ese bloqueo regirá mientras la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS) tenga en la mira compras y ventas de acciones de esas mismas sociedades cascadas controladoras de SQM, y que ha motivado que el regulador requiera muchos antecedentes a esas firmas.

A la espera de los resultados que arrojen esas pesquisas, la administradora de activos tomó esta "medida precautoria para casos especiales" de bloqueo de transacciones.

Detrás de todo este panorama hay una pelea de titanes. Por un lado, Julio Ponce, empresario y uno de los controladores de SQM a través de esta estructura que incluye dichas sociedades encadenadas: en la cima, Inversiones SQYA (de su propiedad) y hacia abajo el resto de las firmas cascadas que incluyen a Norte Grande, Oro Blanco y Calichera, hasta llegar a la productora del litio SQM (ver infografía). Y por otro lado los accionistas minoritarios de esas mismas sociedades -Monedas y las AFP-, en una disputa que incluye acusaciones mutuas por operaciones que no son ilegales, pero que de una y otra parte se culpan de estar al filo de la legalidad.

¿Qué antecedentes tiene la SVS?

Hace algunas semanas, Moneda envió a la SVS un documento titulado "Cascada controladora de SQM". En el informe detalla operaciones realizadas entre 2009 y 2011, en las que -de acuerdo a ese documento- Ponce habría comprado y vendido acciones de acuerdo a su conveniencia. Habría vendido barato (bajo precio de mercado), justo cuando el comprador de las acciones era una empresa ligada a él mismo. Y habría comprado caro (sobre el precio de mercado), cuando el vendedor era una compañía ligada a él mismo.

Por ejemplo, Moneda cuestiona una operación efectuada el 29 de marzo de 2011. Ese día, Oro Blanco vendió en un remate acciones de Calichera a $726 cada papel, y el comprador de una parte importante fue la sociedad SQ S.A., vinculada a Ponce. Y ese día el precio de la acción estaba en $810, de acuerdo con los datos recopilados por Moneda.

Sin embargo, cercanos a Ponce refutan esas cifras y, en cambio, aseguran que no se trató de una compra y venta de acciones en el mercado, sino que de movimientos de acciones en custodia. Un experto explica que estas operaciones implican mover paquetes de acciones con precios referenciales y no transados en el mercado. Según Bloomberg, ese día la acción cerró en $800.

En el entorno de Moneda señalan que están a la espera de un pronunciamiento de la SVS, y en caso de que la autoridad formule cargos podrían tomar otras medidas.

Hoy en la mesa del superintendente Fernando Coloma están, además del informe de Moneda, documentos y peticiones de investigación que han hecho llegar las AFP al regulador. Algunas han mandado documentos y han hecho una petición formal de investigación, y otras si bien no han aportado antecedentes, sí han respaldado que haya esta indagación.

Sobre los antecedentes entregados por los minoritarios, Coloma dice: "Hemos recibido toda la información y estamos analizándola". Y respecto de los plazos para investigar, plantea: "Tenemos que hacer un análisis acabado y serio y no acelerarnos".

Polémica por los remates

Cercanos a Julio Ponce aseguran que están tranquilos con la investigación de la SVS y agregan que tanto Moneda como las AFP han hecho operaciones cuestionables.

"El Mercurio" tuvo acceso a tres documentos de seis remates de compra y venta de acciones de las sociedades cascada de SQM realizados por Moneda y tres AFP entre 2009 y 2010.

En los remates, efectuados sucesivamente -separados por segundos-, coincide la cifra de lo recaudado en la venta de acciones (por ejemplo, US$ 40 millones) con la de la compra (US$ 40 millones).

En el entorno de Ponce dicen que estos remates son señal de que los minoritarios "salen con un precio de venta preacordado fuera de la bolsa que les sirve justo para comprar segundos después". Además, cuestionan que los remates se dividan en lotes con la intención de no pasarse del monto que les obligaría a informar los remates con 24 horas de antelación, de acuerdo a las normas.

¿Por qué los minoritarios vendieron acciones de Calichera y simultáneamente compraron las de Norte Grande y Oro Blanco? La razón está en los "descuentos"; o sea, poder comprar acciones de sociedades de inversiones más baratas (ver recuadro).

Pero cercanos a Moneda descartan que se haya fijado el precio de los remates fuera de bolsa. Explican que la coincidencia de la cifra entre la compra y la venta tiene que ver con la estrategia de no quedarse fuera de la firma. O sea, invierten todo lo recaudado en el remate en una sociedad de "más arriba" y por eso el monto que aparece en ambas transacciones es el mismo.

"Hay un remate realizado el 20 de agosto de 2010 en el que participa el fondo Pionero y otros fondos de Moneda en el que vendieron acciones de Calichera y con la misma plata compraron participación en Norte Grande. Lo recaudado en la venta fue cerca de $5 mil millones y lo invertido es la misma cifra. El espíritu de vender y comprar al mismo tiempo y por el mismo monto era quedarse en la compañía, a través de Norte Grande, pues el activo final igual es SQM", dicen.

A su vez, desde las AFP plantean que la división de los remates en montos pequeños es una práctica habitual, pública y transparente en el mercado y que permite a más inversionistas participar.

Consultada la Superintendencia de Pensiones, señaló: "Hasta la fecha no se han detectado operaciones realizadas en mercados no autorizados por parte de las AFP, sin perjuicio de lo cual la Superintendencia de Pensiones está investigando todas las transacciones de 2009 a la fecha y ha oficiado a las mismas administradoras para que representen qué acciones están siguiendo para resguardar el patrimonio de los afiliados".

Pero en el entorno de Ponce hay otra interpretación. Aseguran que con sus cuestionamientos, las AFP y Moneda están tratando de salvar un mal negocio, porque -de acuerdo a esta versión- las AFP erraron en invertir hacia "arriba de la cascada", cuando la liquidez de los papeles hizo que las alzas de precios de las acciones se dieran en las sociedades de "más abajo".

La razón que tuvo el controlador para concentrar sus compras en las acciones de Calichera -y no en Oro Blanco y Norte Grande- está documentada.

En julio de 2008, S&P puso un credit watch negative (una revisión con implicancias negativas) a Calichera por su bono por US$ 250 millones. El argumento de la clasificadora fue lo endeudada que estaban las sociedades "aguas arriba" de Calichera. Por ello, los controladores se comprometieron a realizar una serie de medidas de manera de reducir en un monto no inferior a US$ 170 millones la deuda de las sociedades controladoras (SQYA, Norte Grande y Oro Blanco), pasivos que en esa fecha ascendían a cerca de US$ 494 millones. El objetivo era "no afectar la clasificación crediticia de Pampa Calichera y SQM", como lo informó Inversiones SQ en un documento enviado a la SVS con copia a las bolsas, el 20 de noviembre de 2008.

Una de esas medidas fue cambiar la política de dividendos en Calichera, de modo de repartir más plata a los accionistas. Y con ese mayor dividendo los controladores pagaron parte de las deudas. Además, se hicieron aumentos de capital en Norte Grande, Oro Blanco y Calichera, entre otras medidas. S&P retiró la revisión negativa a Calichera en noviembre de 2008.

"Tenemos que hacer un análisis acabado y serio y no acelerarnos".Fernando ColomaSuperintendente La pugna por los "descuentos" en la compra de accionesPara los accionistas minoritarios un dato revelador respecto de los manejos cuestionables de las sociedades cascadas controladoras de SQM es lo "desalineadas" que están las firmas respecto de sus descuentos.

Es regla que al comprar una acción de una sociedad matriz ésta se adquiera con algún grado de descuento (o más barata) respecto de la filial que opera el negocio. O sea, el comprador sabe que estará adquiriendo un papel de una sociedad controladora de otra y que el precio será más barato que ir al mercado y comprar directamente la sociedad operativa.

En el mercado hay varias sociedades que, tal como la cascada controladora de SQM, tienen un único activo y son parte de holdings , con matrices y filiales: Almendral y Entel, o IAM y Aguas Andinas son ejemplos de esto.

Comprar una acción holding permite estar "expuesto" a la filial a menor precio. Pero también tiene "desventajas", pues se puede acceder a menos dividendos y las transacciones son menos líquidas, por lo que se corre el riesgo de vender a menor precio. Pero la tendencia es que el grado de descuentos se mantiene estable por períodos prolongados.

En agosto, los descuentos de Almendral y Entel, e IAM y Aguas Andinas son de 22% y 11,5%, respectivamente. Es decir, al adquirir una acción de Almendral lo que se está haciendo es comprar un papel de Entel 22% más barato. Una AFP dice que lo usual en el mercado es que los descuentos fluctúen entre 20% y 40%, pero no más.

En las cascadas controladoras de SQM no pasa como en el resto del mercado, dicen los minoritarios. Los descuentos respecto de la acción de SQM se multiplican "aguas arriba". Hoy, Calichera tiene un descuento de 7,2% sobre SQM, Potasios 60%, Oro Blanco 67,8% y Norte Grande 76%, todas cifras comparadas con SQM.

No obstante, cercanos a Ponce explican que no son situaciones comparables.

"El descuento de Norte Grande se debe calcular sobre Oro Blanco, que es su filial. No es correcto calcular el descuento de Norte Grande sobre SQM, pues la matriz de esta última es Calichera. Lo mismo ocurre con Oro Blanco y Potasios", señalan las mismas fuentes.

Esta interpretación es avalada por informes de bancos de inversión, que calculan los descuentos históricos respecto del activo que está inmediatamente debajo de la sociedad.



Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir



[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales