ACTIVIDAD CULTURAL

Viernes 19 de Abril de 2013

La publicación ya se encuentra en librerías:
Cincuenta años de fotografía social

Por medio siglo, los viajes de Marcelo Montecino por Chile y por el resto de América se han convertido en expresivos retratos de personajes y conflictos sociales. Ahora se reúnen en un libro.  
Constanza Rojas Valdés Marcelo Montecino tenía nueve años y estaba jugando a la guerra con un amigo, con rifles a postones. Resultó vencido, y esa derrota lo acompañaría por siempre: sufrió un desgarro en la retina por el que perdió la visión en un ojo.

Puede sonar paradójico, pero Montecino luego se convirtió en fotógrafo. Hizo de sus ojos su principal herramienta y, por tanto, su discapacidad pasó a ser el germen de una mirada única. "Con el pasar de los años empecé a pensar que quizás este accidente que me robó la visión tridimensional me ayudó a previsualizar una imagen, que es una de las cosas que más se necesitan para lograr una foto", reflexiona hoy.

Cincuenta años han pasado desde que Montecino, quien nació en Santiago en 1943, comenzó esta labor. "La fotografía siempre ha sido mi compañera desde muy temprana edad. Pero no la consideraba como profesión. Fue el golpe de Estado lo que armonizó todos los aspectos de mi fotografía previa, en un afán de mostrar lo que veía", explica. Y el medio siglo de trabajo de este artista que vive en Estados Unidos, pero busca cualquier excusa para venir a Chile, se celebra con un libro: "Marcelo Montecino. 50 años" (Pehuén).

La publicación es una especie de radiografía de la relación entre la fotografía y el autor, quien se define como "omnívoro". Dice que todo le interesa como objeto para ser retratado. "Pero tiene que tener el componente humano. Es más que la documentación. Tiene que tener interpretación, como decía André Kertész", acota.

Montecino encontró este componente en los conflictos sociales de países como Estados Unidos, Ecuador, Nicaragua, Guatemala, El Salvador y, por supuesto, Chile. En las últimas marchas de la Unidad Popular, en la pobreza de las calles, en los hospitales, los orfanatos. También en escenas cotidianas, como transeúntes en la calle, pasajeros de una micro o fumadores en un café. En personajes como José Donoso, Enrique Lihn y Claudio Giaconi. Muchas de esas imágenes se publicaron en The Washington Post, Newsweek y Financial Times, entre otros medios; y ahora se registran en las páginas de este libro.

-¿Qué fotografías de estos 50 años recuerda con más aprecio?

"No hay imágenes específicas, pero sí situaciones. Por ejemplo, el funeral de Neruda, que fue un momento muy emotivo y significativo para mí. Me sentí totalmente identificado con el momento y la gente".

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
<b>Cartagena, 1989.</b>
Cartagena, 1989. "Soy omnívoro. Todo me interesa. Pero tiene que tener el componente humano", dice el autor acerca de sus imágenes.


[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales